sábado, 9 de julio de 2011

LO QUE RE-PRESENTA “DODGEM LOGIC”

‘Dodgem Logic’ es una de las incursiones en las artes más personales que le he conocido a Alan Moore. Bien es verdad que, aunque ha llegado a lo que se puede considerar la cima de una carrera, Moore nunca ha hecho uso de la fama, sino que ha intentado mantenerse alejado de los flashes y de la especulación empresarial, y conservar íntegra su persona aunque eso le haga vivir con más apuros económicos de los que debiera. Pero volver a estas alturas de su trayectoria a sus orígenes, el fanzinismo, en un primer vistazo parecía una idea descabellada. O tal vez no, pero sí es verdad que la difusión y el alcance de esta iniciativa está en un círculo mucho más pequeño que en lo que se ha movido anteriormente.

¿Qué es ‘Dodgem Logic’? Es sobre todo una publicación personal e independiente, aunque con unos medios económicos algo superiores a la media de las que hacen los propios aficionados. Su ámbito de distribución es Inglaterra, apenas Northampton, una propuesta muy local y reducida. A la hora de analizarla aparecen multitud de referencias a la actualidad inglesa algo lejanas para nosotros, difíciles de entender. Lo más fácil en nuestro análisis sería catalogar este trabajo como obra menor, y relegarlo a un cajón. O viendo el aspecto de “amateur” de sus páginas, también es muy fácil que nos pase por alto. Pero porque es Alan Moore nos paramos a ver de qué se ocupa. ¿No será que con esta acción nos está diciendo que hoy día no nos paramos a ver las cosas más que cuando se adhieren de prestigio?

Dodgem Logic vio la luz por vez primera en noviembre de 2009 y ha continuado su curso hasta marzo de 2011, con la publicación de 8 números. La idea con que arranca este proyecto de Alan Moore consiste en volver a hacer un magazine underground, al estilo de los de los años 60, descarado, fresco, sin censuras, como su propia forma de dar respuesta al desafío caótico que le supone siglo XXI. Él mismo ya había participado en varios fanzines de este tipo durante su adolescencia y piensa que el mundo actual vuelve a necesitar de este tipo de creatividad. En concreto, esta propuesta tomó forma tras su colaboración con una asociación local que trabajaba con menores que realizaban servicios sociales, allí en The Boroughs, el barrio donde él mismo creció. Juntos elaboraron un vídeo y un fanzine sufragado con presupuesto del ayuntamiento. Pero esta institución, cuando vio que en esas publicaciones se les hacía cierta crítica, eliminó su apoyo presupuestario, y supuso la motivación que Alan Moore necesitaba para arrancarse a capitanear una nueva iniciativa que expresara las voces de los más desfavorecidos o maltratados por la sociedad. De todo estos hechos nos hablaba en la entrevista que albergamos sobre ‘Unearthing’ en nuestro BLOG DE ESPIRAL.

Dodgem Logic está realizado por él mismo pero también por diversos y múltiples colaboradores, muchos de ellos noveles. El escritor continúa dando oportunidades a valores desconocidos y haciéndolos creer y crecer en sus potencialidades. También cuenta con autores de prestigio y viejos conocidos de su pasado (el guionista Steve Moore de la Marvel inglesa; el autor Lápiz Salvaje -Edwin Pouncey- de la revista “Sounds”, donde Moore hizo una tira semanal durante años; el conocido cómico inglés Robin Ince; el escritor Steve Aylett; el creador televisivo Graham Lineham o su ex-amante Deborah Delano, entre otras muchas figuras reconocidas), y poniéndolos junto a los aficionados surge un bello y sinérgico contraste. El proceder tomado supone una manera singular de comentar desde Northampton las noticias que van surgiendo en el mundo, un deseo que en realidad llevaba rumiando desde su juventud cuando se integró en el movimiento Arts Lab de Inglaterra y participaba en fanzines de este tipo, como él mismo confiesa. El título se podría traducir como “la lógica de los coches de choque”, y se podría considerar no tanto un fanzine casero pues cuenta con varios patrocinadores de la ciudad y está publicado por la editorial KNOCKABOUT, en la que trabaja habitualmente la esposa de Moore , Melinda Gebbie.

El formato de la divulgación está bien editado, en tamaño aproximado al folio, impresión de calidad y a todo color, y con un buen papel. La forma de adquirirlo en España y en otros países del mundo es la compra por correo, y en su versión original inglesa, aunque afortunadamente algunas librerías especializadas de nuestro país han importado algunos ejemplares de cada tirada.

Por problemas de financiación para editar la serialización de Dodgem Logic, a día de hoy el proyecto se ha parado, dejándolo en el nº8. Moore ha tenido que estar respondiendo con dinero propio para que esto salga adelante, como nos decía en esta entrevista de 2011, y está buscando patrocinadores porque su economía particular no le permite seguir procediendo del mismo modo por más tiempo. De momento, han pasado algunos meses y parece que ninguna otra empresa se anima a darles un empujón, los deseos de Moore de trascender su búsqueda desde lo local a un entorno más amplio aún no se han hecho realidad, pero en el periodo que todos sus autores han estado dándole vida con tenacidad al proyecto cada dos meses, hay que decir que han hecho ruido, al menos dentro de sus fronteras, por lo que quién sabe si en el futuro no acabarán llegándonos más entregas.

MÁS SOBRE DODGEM LOGIC